Logo AMV


Joan Barreda - Dakar
08.01.2017 /

DESCANSO ACTIVO PARA JOAN BARREDA


· El piloto AMV aprovecha la jornada en La Paz para trabajar con su fisioterapeuta las zonas de su cuerpo más machacadas por la competición y recuperar energías para la segunda parte del Dakar. “Hay que intentar hacer un buen trabajo en las cinco o seis oportunidades que nos quedan

· Descarga el VIDEO en el siguiente enlace: https://we.tl/4BqyMp8paU


Tras recorrer en sólo cinco días 3.250 kilómetros, de los cuales 1.313 han sido cronometrados y después de que se neutralizaran los últimos 228 kilómetros que formaban parte de la quinta especial porque el recorrido estaba impracticable debido a las fuertes lluvias caídas, ha llegado la hora de un más que merecido descanso para los pilotos del Dakar. La cancelación de la sexta etapa, debido a las torrenciales precipitaciones tras un año sin llover en Bolivia, ha llevado a la caravana del raid sudamericano directamente hasta La Paz, la capital del mundo más elevada (3.600 metros de altitud), donde hoy disfrutan del ansiado descanso.

Tras pasar cada día una media de 10 horas sobre su moto, Joan Barreda afronta la jornada de descanso como un día clave para recobrar fuerzas antes de afrontar la última y decisiva semana de competición, que llevará a los pilotos hasta el podio final de Buenos Aires, el próximo día 14. Para el piloto AMV, que marcha duodécimo en la general a una hora, 12 minutos y 39 segundos del líder del Dakar, es un día de descanso pero no de relax. Además de cumplir con los compromisos con los medios de comunicación y los eventos programados por la organización, aprovecha para trabajar de forma intensa con su fisioterapeuta y recuperar las zonas de su cuerpo más machacadas tras los cinco días de competición. El objetivo es recuperarse al 100% para afrontar con energía la segunda parte del Dakar.

Joan Barrera, piloto AMV, 12º en la general del Dakar a 1h.12’39 del primer clasificado:

“Es una lástima que cancelaran la sexta etapa porque era una especial con arena en una zona muy bonita que no conocemos. Para mí también es una oportunidad menos de recortar distancias en una etapa con dunas y navegación, pero lo importante es que todavía tenemos días por delante y la oportunidad de hacer un buen trabajo. Después de unos días de intensa actividad, llegamos a la etapa de descanso. Es el primer día en el realmente podemos descansar. He intentado dormir más y alargar las horas de descanso en la cama. En el hotel, las primeras horas de la jornada la he pasado con el fisio para poder hacer una sesión más extensa de lo normal. Después ponemos rumbo al vivac para atender algunos compromisos y entrevistas con los medios de comunicación, porque otros días siempre vamos muy justos de tiempo. Por la tarde, retomamos la rutina normal de cualquier día de competición en el Dakar. Empezamos a hacer el trabajo con el roadbook, al que dedicamos un poco más de tiempo de lo normal porque disponemos de más tiempo. Básicamente, aprovechamos para comer bien, recuperar bien, descansar y ver cómo nos ha afectado el factor de la altitud. Si tenemos que recurrir a una oxigenación con el doctor o no es necesario. El objetivo es recuperarse al 100% para la segunda parte del rally, que comenzará con cuatro días muy intensos que marcarán el Dakar. Hay que seguir con una buena mentalidad, a pesar de todos los problemas. Hay que intentar hacer un buen trabajo en las cinco o seis oportunidades que nos quedan”.

Etiquetado con: dakar, amv, joan, barreda